Estoy sentado en silencio, pensándote a gritos…

Las siguientes líneas son parte de un escrito de  mi amiga Pamela , son de esos escritos que uno agradece que existan y que describan a perfección lo que uno siente.

y es en ese preciso lugar del alma donde todo esto se vuelve tan prohibido, donde el miedo nos asalta en el terreno de las posibilidades, de los ¿qué pasaría si…? Como si tuviéramos las agallas de averiguarlo. Entonces el silencio, la nada, ese silencio que nos grita lo que ya sabemos y callamos. Allá tú, allá yo, ¿allá nosotros?

Con frecuencia me pregunto si debería hablarte de usted ante la imposibilidad de hablar de nosotros.

En lo personal me fascinan todas sus líneas y todo lo que éstas expresan, lo que no me termina por agradar es que se filtren  en mí pensar, en mi ser.

Hace tanto que nadie inspiraba esto, pase por muchas relaciones en este corto tiempo, y lo que quiero gradecer es tan solo eso.

Líneas de mi escrito anterior.

Tan solo sé que me fascina estar con ella, compartir momentos, fumar ideas y beber el tiempo, pero sobretodo encontrarnos en lo incierto. Actualmente no sé si seamos algo o si me interese saberlo, tan solo sé que a esta mujer la recordare de viejo , que en la narrativa de ciertos capítulos de mi vida,  hablare de ella como mi tentación, mi incubus , un ángel estoico, todo aquello que sabes pero a la vez no compartes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s